sábado, 28 de julio de 2012

EL MENSAJE DEL PRESIDENTE

EL MENSAJE DEL PRESIDENTE

JESUS JIMENEZ LABAN

No pretendo resumir el largo mensaje del presidente de la república, Ollanta Humala. Creo sí, más bien, importante destacar algunas ideas con que se manejará en el futuro.

Ha reafirmado el presidente que la economía marcha bien y resulta sorprendente el pronóstico que hace para las exportacones. Calcula el Jefe del Estado que para el 2016, se espera alcanzar 86 mil millones de dólares en las exportaciones totales (tradicionales y no tradicionales).

Me da la impresión que le va a dar un impulso a empresas vinculadas a la energía y a la actividad portuaria que antes se veían estratégicas o vendibles al mejor postor: Petroperú, Enapu y Electroperú que están siendo fortalecidas mediante un trabajo corporativo que involucra rendición de cuentas..Lejos están estas entidades de ser vendidas. Al contrario se las reforzará y se dará acceso a la propiedad por medio de acciones en la bolsa de valores.

Además, creo que va a defender muy de cerca el proyecto para lograr la masificación del gas natural en las zonas más pobres de Junín, Huancavelica, Ayacucho, Cusco y Puno.

El terrorismo y el narcotráfico serán combatidos de manera frontal. Uso el mismo término del mandatario porque puso énfasis en una acción conjunta en el Alto Huallaga y en el VRAE. Se va atacar el problema en varios frentes: militar, social y financiero, contemplando incluso acceso a créditos vía Banco de la Nación para proyectos sociales que beneficien a la comunidad. Dicho de otro modo, con el programa Coopera Perú los productores del VRAE tendrán mercado para sus productos. Del mismo modo, el presidente ha señalado que se reforzarán las bases contrasubversivas, tras destacar las capturas de delincuentes y cabecillas terroristas, así como los operativos de lucha contra el narcotráfico y minería ilegal.

En el tema empresarial hay tres aspectos, salvo mejor parecer, que seguramente es ya comentario de altos ejecutivos. Es la continuidad -y me parece bien- de las asociaciones público-privadas ( (APP), para cubrir el déficit de infraestructura)dando opción al sector privado a que presente proyectos de alto impacto social. No menos importantes son los proyectos empresariales de innovación tecnológica que tendrán incentivos tributarios para su ejecución.

Creo que muchos se han alegrado en parte con el anuncio presidencial de simplificar las cosas en el Sistema Nacional de Inversión Pública (SNIP). Habrá capacitación y asesoría técnica. Los proyectos, ha dicho el presidente, serán aprobados en menos tiempo, lo cual beneficiará unos 1400 distritos y unos 12 millones de habitantes. La reducción del tiempo de aprobación es en un 50 por ciento. ¿Puede bajarse aun más o no?

Y, dentro de este conjunto de medidas que impulsan la economía y la inclusión social, se le ha dado más importancia a la iniciativa de ejecución de obras por impuestos, un alivio para empresarios que ejecutan proyectos porque revitaliza la confianza local y extranjera.

De manera que una gran parte del discurso tiene que ver con empresa, pero en la misma medida con los programas sociales que van desde Beca 18, Cuna Más, Trabaja Perú, Pensión 65, Jóvenes a la Obra y el SAMU, pasando por la ampliación de la cobertura de salud para niños y adultos (se atenderá por igual en Essalud y el MINSA) hasta un seguro gratuito para el tratamiento del cáncer para que ninguno quede sin protección médica por falta de recursos. Resaltó la puesta en marcha del Plan Nacional de Lucha contra el Cáncer para que los ciudadanos puedan ser no solo diagnosticados sino atendidos con calidad y de manera oportuna

Anunció que el Estado mejorará el acceso a los servicios de saneamiento y telefonía en la zona rural. Indicó que para el 2016 se espera duplicar la cobertura para el grupo de peruanos más pobres.

Pero el clamor ciudadano, la seguridad de la gente, se ha dejado en manos del Congreso. Y es que éste Poder del Estado debe decidir si le otorga al Ejecutivo facultades para legislar en materia de seguridad contra la delincuencia callejera, crimen organizado, defensa nacional, según una rápida revisión de su mensaje

Dos de los proyectos de ley del presidente Ollanta Humala, que dio su mensaje al Congreso de acuerdo al artículo 107 de la Constitución, tienen que ver con aumento de remuneraciones tanto en el numeroso magisterio nacional como en el no menos numeroso sector de militares y policías. Habría ahí una escala remunerativa por definir (nadie maneja montos de aumentos), cosa que será desde ahora atribución del Congreso de la República.

En una parte esperada de su discurso, dijo que capacitará al personal penitenciario, construirá nuevos penales y al mismo tiempo comentó la reciente aprobación de la inhabilitación para la contratación pública de aquellas personas naturales o jurídicas que hayan defraudado al Estado.

Anunció la muerte civil para aquellos sentenciados por corrupción que no paguen las reparaciones civiles al Estado y, encima, esconden su patrimonio.

No menos expectativa generó la situación minera y el medio ambiente. El presidente ha dicho, sin tocar el tema Conga, que la prioridad es el agua y que no permitirá el desarrollo extractivo que exponga el desarrollo del agro fuera de los estándares internacionales. Para muchos, y lo ha reconocido el mismo mandatario en su mensaje, esto no es nuevo sino una repetición de lo que ya dijo en su mensaje a la nación del 22 de Junio de este año.

De manera que lo nuevo es la propuesta de una reforma constitucional para incluir el agua como un derecho fundamental, algo que generó opiniones divididas entre los congresistas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario