miércoles, 11 de julio de 2012

GENTE HACE PLATA CON LAS MARIPOSAS Y ALGUNAS EXPORTACIONES PERUANAS ESTAN SIENDO RECHAZADAS POR VARIOS FACTORES


GENTE HACE PLATA CON LAS MARIPOSAS Y ALGUNAS EXPORTACIONES PERUANAS ESTAN SIENDO RECHAZADAS POR VARIOS FACTORES

Me enteré hace poco que el negocio rentable del momento es exportar mariposas con destino a Estados Unidos.

Pero no mariposa...s muertas sino vivas. Pero, ¿para qué la gente compraría mariposas vivas?

Aunque usted no lo crea, la moda está en comprar cajitas de mariposas para las "bodas gay". Para echarlas al vuelo como las palomas en plena ceremonia.

Los exportadores peruanos que ya tomaron nota de esta tendencia, dicen que el truco está en darles un "golpe de frío" para que las mariposas viajen inertes por vía aérea.

Cuando llegan a su lugar de destino, se le vuelve a dar otro golpe, pero esta vez un golpe de calor (no microonda) para que se reaviven.

Me refiero a esto como una curiosidad del momento de los negocios de exportación, pero real.

Pero también me he enterado que Perú tiene cada vez menos rechazos en sus exportaciones.

Un rechazo, como ustedes saben, puede hacer llorar a un hombre de negocios porque puede significar que se envien de retorno la mercancías desde el puerto de destino.

¿Qué pasa cuando esto ocurre? Como es una exportación definitiva, el exportador tiene que pagar impuestos para recibir la mercancía de vuelta, además del costo del flete y otras complicaciones crediticias y financieras con los bancos porque se apalanca con ellos pero bajo condición de devolver el dinero.

¿Cuáles son los casos más frecuentes de rechazo de nuestras mercancías?

En este orden, fijese bien, estan los rechazos que vienen en containers: 1.- Suciedad 2.- Contaminación 3.- Refrigeración en mal estado 4.- Ingredientes, colorantes y adivitivos inapropiados para las leyes americanas 5.- Alimentos frescos con exceso de pesticidas 6.- Mal etiquetado

LO QUE TIENE QUE SABER ANTES DE EXPORTAR ALIMENTOS A ESTADOS UNIDOS



LO QUE TIENE QUE SABER ANTES DE EXPORTAR ALIMENTOS A ESTADOS UNIDOS

El agua contaminada produce cáncer y el agua -que algunos llaman líquido elemento- con impurezas con restos de minerales, produce otras enfermedades. Sin saber su certeza... esta información me martillea el cerebro, pero no tengo por qué no escuchar la voz de un ingeniero especializado en medio ambiente que ademas me hizo recordar que los casos cada vez más frecuentes de cáncer se deben al mal estado de agua.

Por su puesto, no pretendo cundir el pánico en la gente, pero es una apreciación profesional. En todo caso, me encantaría una apreciación diferente para tener una información equilibrada y formarme una opinión.

Y ahora causa revuelo el hecho que una embotelladora internacional haya reconocido que el colorante de sus bebidas gaseosas es dañino para la salud. Y nadie hace nada.

Así es, estimados amigos, el control de la calidad de la alimentación es una política de primerísima importancia.

Ya en Estados Unidos, existe un control minucioso de todos los alimentos que ingresan a su territorio de todo el mundo. Y esto tambien pasa en Europa. Por eso, hay dos alertas sanitarias. El Oasis, en el sistema americano y el Rasff en la Unión Europea.

Más aun, después del atentado de 11 de Septiembre de 2001, por lo que, segun la politica de seguridad del país del norte, la revisión de los envios alimentarios es cada vez más minuciosa porque se cree que el proximo ataque será vía alimentos (manipulacion, sustancias venenosa, dañinas), según Ivan Serpa un expositor especializado de Promperu que habló con exortadores y consultores acerca de la Ley del Bioterrorismo de 2002.

Por eso el cuidado extremo a todo lo que entra a EE.UU: agua, bebidas, huevos, pescados, mariscos, leche, carnes, frutas, cafe, te, carnes, golosinas, bebidas alcoholicas, embutidos, alimentos regulados, aquellos que van a ser consumidos o en tránsito etc.

Ninguna empresa exportadora de alimentos puede ingresar sin permiso de la FDA (www.fda.gov ), la máxima autoridad estadounidense para el cuidado de la salud pública.

Según se informó en esta sesión de ejecutivos de negocios, las autoridades americanas quieren conocer al exportador, a los trabajadores, incluso a la propia planta procesadora con un criterio de trazabilidad super minucioso.

Y segun se dijo en esta conferencia, los ojos están puestos en las pequeñas empresas, cosa que no se hacía antes.

Aquí en Perú con el ojo puesto en EE.UU hay mucha actividad en los controles de Senasa (alimentos primarios), Digesa (alimentos procesados) y Sanipes (productos pesqueros)

Como se sabe, de acuerdo a las leyes americanas, el establecimiento alimenticio, que es que como se conoce a las fabricas o procesadoras, tiene que registrarse en la FDA, obtener un registro de planta, código renovable cada tres meses y llenar formularios que vienen preparados por la propia FDA.

Y es ua obligación de la exportadora nombrar a un agente que en Estados Unidos la representa para efectos de trámites y de otras gestiones.

Es muy importante saber quién envía, quién importa y quien es el transportista, según el expositor de Promperú.

En Resumen, los exportadores peruanos de alimentos hacia Estados Unidos tienen que abrir de manera gratuita una cuenta en el FDA, obtener el registro de la instalación alimenticia (la procesadora), existiendo un código de varios dígitos. Es preferible que ese código esté en manos del exportador y no del importador por razones prácticas de negocios.
Ver más

EE.UU UN MERCADO DE OPORTUNIDADES PERO HAY QUE SER DERECHO


EE.UU UN MERCADO DE OPORTUNIDADES PERO HAY QUE SER DERECHO

Cierto día un fabricante peruano le puso sin pedir permiso a unos pantalones Jean la marca de un compañía reconocida de EE.UU. Como engañaba a medio mundo en el mercado local, pen...só que podría hacer lo mismo en el país del norte.

Cuando consiguió un buen comprador americano, éste le pidió un lote de 50.000 pantalones. Tenía que llevar la mercancía por buque al puerto de destino. Cuando llegó a la aduana americana, los agentes aduaneros vieron la marca, pero no había documentos que respaldaran ese lote con la "brand" (se había creado un problema de marca y derechos de autor sin que el comprador se diera cuenta que había sido estafado).

Confiando en que el comerciante peruano le había dicho la verdad y no dado "gato por liebre", el americano le pidió después papeles para respaldar su mercancía, aun creyendo que la marca era auténtica y que se trataba de producción por encargo por firma de pantalones americana como es usual, pero en realidad era informal. El comerciante ofrecio, a sabiendas que estaba mintiendo, enviarle el papel que nunca llegó.

Y cuento esto porque lo recordó un funcionario en una reciente conferencia y porque me parece un tema de absoluta y plena actualidad.

Como se sabe, las leyes americanas son severísimas en estos casos. Y el problema, según se dijo en esta reunión con hombres de negocios, pasa por la incineración de todos los pantalones, una elevadísima multa y cárcel para el infractor.

Si un exportador quiere hacer negocios con EE.UU, debe cumplir con todas las formalidades de ley. No puede, como lamentablemete ocurre muchas veces en Perú hacer lo que crea conveniente o lo que el indica su criterio. Las cosas están escritas y hay que cumplirla al pie de la letra.

Por eso, antes de inciarse en los negocios con este gigantesco mercado americano de más 300 millones de consumidores, es importante conocer la cultura. En EE.UU, como debiera ocurrir en todo el mundo, es gravísimo mentir o decir mentiras bajo juramento. Y esto puede significar penas duras, pérdida de dinero, quiebras de empresas o encarcelamiento cuando no se conocer perfectamente las normas.

Es cierto que en una operación de exportación están involucrados varios factores tales como el producto que un fabricante exporta, el mercado a donde se destina la mercancía y el precio que se fija por el producto de exportación.

Pero no basta conocer el Draw Back y su aplicación al producto importado para alcanzar una devolucion, o la aplicacion del IGV en productos de exportacion y su devolución. No basta con conocer los términos de arancel, partida arancelaria, derecho arancelario ni envases, embalajes o apilamiento. No basta dominar los medios de pago ni conocer al detalle los requisitos de una carta de crédito, lo más seguro para no perder dinero por la mercancía enviada a un desconocido, el importador.

Deberíamos familiarizarnos con la cultura, las costumbres y las tendencias del mercado.

Pocos saben que, por ejemplo, hay una gran demanda en EE.UU en el área textil. Quienes compran -pero son olvidados por todos- son nada menos que las personas de la tercera edad (entre 75 y 90 años), especialmente pañales para incontinencia urinaria. Otro segmento olvidado en el área textil son los discapacitados. No hay una oferta exportable de prendas de vestir para ellos.

Las oportunidades están ocultas, pero existen. Y los pedidos están donde uno menos se imagina, pero es importante entender que "Pepe el vivo" no entra en estos negocios.

Les deseo suerte a todos lo que se inician en la aventura de las exportaciones.

Si tuviera alguna duda, escriba a centrumnews2021@gmail.com o llame al 3452521 op 994670886
Ver más

CUIDE SU BILLETERA: NEGOCIOS ENMASCARADOS CONTRA FRAUDES Y VACIOS LEGALES


CUIDE SU BILLETERA:  NEGOCIOS ENMASCARADOS CONTRA FRAUDES Y VACIOS LEGALES

JESUS JIMENEZ LABAN

En el pasado me ocupaba de las cosas que ahora veo en el Perú.  Sí, ciertamente,  cuando dirigía el Bloque Económico de 24 horas por Panamericana Televisión, un espacio dedicado a empresas y gente común a la vez, vi con mis propios ojos la irrupción del dinero de plástico, la tarjeta de crédito o dinero electrónico a los bolsillos de las personas y las cajas registradoras de los establecimientos comerciales. 

Y como operaba en una empresa de telecomunicaciones vinculada con bancos, los ejecutivos de la empresa que me acogió conversaban conmigo acerca del futuro.  En otras palabras, hacíamos mucha prospectiva, imaginábamos el Perú dentro de 20 años.  Y decíamos en algún momento llegará el día que los teléfonos se conviertan en micro bancos.  Y este último es mi pasión en  la universidad y hemos hechos algunos avances importantes tal como se hizo público el año pasado por la televisión y la prensa nacional.

Ahora, unos cuantos años después de lo que vi, me reencuentro con este mundo con una nueva realidad, ya con un comercio electrónico, maduro y con millones de usuarios en todo el país.  Y estoy confirmando que, efectivamente, las transacciones comerciales se empiezan a hacer desde un Blacberry, I PHone, un teléfono móvil y desde el año 2015 se podrá hacer compras desde un Ipad en el Perú. 

Quien me ha despertado ha sido Alejandra Vásquez de Velasco, alta ejecutiva de Visanet Perú,.  Dicha empresa  opera desde 1997 y tiene 67 mil establecimientos afiliados e integrase a su sistema cuesta US$ 400, para lo cual uno debe mostrar que está totalmente limpio en el sistema.   Alejandra nos dio una clase magistral acerca de la seguridad del dinero electrónico, certificaciones y precauciones para que no nos roben el dinero por medios fraudulentos en la red de internet, las tarjetas de crédito/débito y en los cajeros, pero sobre todo cuando tenemos que hacer negocios con gente del exterior y usamos el negocio electrónico.  O simplemente cuando compramos un ticket de vuelo, hacemos turismo, pagamos la universidad o los impuestos.  

Ahora me toca alertarlos a ustedes, invitarlos a que tomen precauciones y que abran los ojos cuando compran y venden sus productos por internet.   No es que el comercio electrónico sea peligroso como invento ni poco confiable ni que las personas o empresas dejen de lado esta herramienta por temor a los fraudes.  No.  Se trata de estar enterado que los bancos hacen esfuerzos por dar seguridad a sus clientes y las operadoras de las tarjetas de crédito hacen lo adecuado para que viajen sin problemas las transacciones comerciales por el Perú y el mundo.

Primero veamos el tamaño del fenómeno.   En el Perú se ha emitido 20 millones de tarjeta (1.8) por persona), de las cuales están activas 2.8 millones.   Un porcentaje significativo, pero no mayoritario, tiene acceso a internet, unos 10 millones de usuarios, casi un tercio de la población.   Y, aprovechando la tecnología con facilidades de compra venta por internet, cada vez más personas usan su tarjeta como medio pago para pagar por la compra de sus productos y servicios sin salir a la calle, a una tienda, sino desde una oficina o el mismo hogar donde hace la orden de compra.   

El cliente no sale de su casa u oficina, tiene privacidad y no le cobran el piso cuando visita un negocio de manera física.

Teniendo en cuenta  que los delincuentes se apropian ilícitamente del dinero, todo el tiempo los especialistas trabajan en levantar barreras y muros para proteger a los usuarios del sistema. Con este telón de fondo, me permito hacer las recomendaciones siguientes que son de dominio de banqueros, exportadores, clientes corporativos, comerciantes, entre otros. 

Aquí están:

1.- Nunca suelte de sus manos una tarjeta de crédito.  Tiene que asegurarse que esta tenga su banda magnética, pero el mismo tiempo su chip, poderoso seguro contra clonación de tarjetas.  Aparte de este seguro, algunos bancos están cruzando información con Reniec, a través del DNI.  No hay que olvidar que una tarjeta de crédito tiene su banda magnética, pero hay tres dígitos –CVE- que no se guardan- para seguridad del usuario.  Y eso lo debe saber el tarjetahabiente, el dueño de la tarjeta.

2.- Si usted tiene una página web en la que vende con tarjeta, de confianza y seguridad a sus clientes.  Con una firma especializada, como en este caso, asegúrese que se agrega al URL la palabra “S”.  Tiene que aparecer así, por ejemplo, (https.www…), lo cual indica que la página donde va a compra a algo es segura y certificada por una empresa seria.

3.- No se emocione cuando alguien le envía por correo una orden de compra grande.  Verifique quién es el potencial cliente, que tipo de correo tiene, su DNI y si fuera posible el IP, esos numerito que salen en pantalla y que identifican la procedencia de la computadora desde donde le envían el mensaje.  Sospeche si le pide varios artículos iguales.

4.- No se deje sorprender por un pedido.  Usted puede hacer un envío cumpliendo paso a paso los requerimientos de un supuesto cliente.  Pero, ¡Oh sorpresa!  El cliente puede decir “señor, no he pedido nunca nada”.  Por eso, para evitar problemas legales, lo recomendable es tener todos los documentos para sustentar el pedido.

5.-  Tiene que darse cuenta a qué hora o en qué circunstancia le hacen el pedido electrónico.   En la madrugada, en días feriados, una persona que usa varias veces la misma tarjeta o muchas tarjetas usadas por la misma persona. 
    
La banca y las empresas conexas tienen clasificados a todos nosotros por parámetros.  De esta manera estarán en la lista negra las transacciones fraudulentas, en tanto que en la lista verde figuran los clientes excelentes que están perfectamente mapeados por el sistema y son A-1.  Tiene programas como el Plugin para hacer conciliaciones e identificar a todos, usa el soporte PCI que hace que todas las tarjetas de sus clientes estén enmascaradas contra cualquier fraude.   


Si usted tiene una duda, escriba a centrumnews2021@gmail.com o llame a 3452521 o 994670886